viernes, 27 de junio de 2008

Calor

Tenía calor y había agotado las reservas de agua fría de la nevera. La cerveza no está entre mis bebidas favoritas y las bebidas con gas o edulcoradas las estoy dejando, así que no tocaba más que esperar a que se enfriara una de las botellas de agua.

En la espera, escuchaba de fondo a un cocinero de la televisión. Batido de capuccino.
Miré la batidora de vaso. Al estar sola en casa, no iba a molestar a nadie si me ponía a hacer ruido. Y el café no me iba a despejar más que los que estaban lanzando petardos en la calle, celebrando el triunfo de "La Roja".

Cogí el Jamaica Blue Mountain que me trajo una cliente de Jamaica, enchufé el molinillo de café y la cocina se llenó en un momento del delicioso aroma del café recién molido y más tarde, del café recién hecho.

Unos pocos hielos en la jarra de la batidora, que parecía que eso estaba muy cargado, y el café templado.
Con un chorro de leche fría mucho mejor.
Eso parecía tener buena pinta...
¿Qué tal un poquito de ron? Un poquito más que este añejo está muy rico. Ups, se me ha ido la mano. Bueno, el ron y el café casan muy bien, así que no problema.
Acabado.

Me sirvo un vaso y le echo una pizca de cacao en polvo por encima. Está cremoso, es dulce, pero también refrescante. Con el vaso en la mano, miro la jarra de la batidora.

¿Y que hago con todo lo que queda en la jarra? He hecho demasiada cantidad y estas cosas están ricas recién preparadas, que si no, se aguan. Y si lo dejo mucho, va a costar fregar más la jarra si se reseca. Además, con este calor entra de bien...

Menos mal que no tengo resacas y sí una buena filmoteca...
Porque me da a mí, que va a ser una noche muy larga.

*Editado: La noche fue larga, aunque menos de lo esperado, pero no a causa del batido. ¡Maldito calor! ¡Y maldita la sordera de algunos que les hace berrear de ese modo a las tantas de la madrugada!

4 comentarios:

Oshidori dijo...

Y no invitaste, bandida...
Muchos, pero muchos, besicos.

Fran dijo...

¿Qué haces tomando café de noche? ¡Qué así no duermes!
Yo estoy con Oshidori. La próxima vez, llama e invita y así no tomas tanto café (ni ron).
¡Qué suerte con tus clientes! Lo máximo que me trajeron a mí, fue una figurita horrible comprada en Benidorm hace años. Aunque fue un detalle con mucho cariño.
Muchos besos

N-A-S-A dijo...

jijijiji

querida amiga primero gracias por quedar a tomar algo a medio dia, segundo...

Yo también oí a los BECERROS gritones que estaban celebrando que España metiera el balón 3 veces bajo 3 palos. Tu te lo montaste mejor, con ese "BATIDITO" chica como te cuidas. lo voy a probar un dia mira!

Silvia dijo...

Sepan ustedes que están invitados siempre que quieran si me avisan con tiempo para comprar vituallas, claro.
Es más, Fran, si te invitas trae hierbabuena para esos mojitos ricos...
Un abrazo