domingo, 15 de junio de 2008

Sábado en Madrid

Después de la sesión de peluquería y de un almuerzo agradable con un cliente, tocaba aprovechar un regalo que me habían hecho en la oficina y fui con una amiga a ver la obra de teatro Que viene Richi, la versión española de la obra The Nerd de Larry Shue, que os recomiendo si podéis ir a verla.


Interpretada por Ángel Martín (el presentador de Sé lo que hicistéis en la Sexta) y Secun de la Rosa (conocido por su participación en "El otro lado de la cama" y la serie Aída, dónde interpreta al hermano gay de Mauricio) cuenta la historia de Guillermo, un joven arquitecto que recibe la visita inesperada de Richi, un compañero del ejército que le salvó la vida...y que ha regresado para trastocársela. Y como lo divertido y pintoresco acaba convirtiéndose en un infierno particular...y desternillante.
Porque no será una gran obra, pero con esta comedia de enredos yo me reí a carcajadas hasta que las lágrimas me corrieron por las mejillas.

Al salir de la obra, disfrutamos de una agradable noche madrileña...como los miles de personas que estaban sentadas en las terrazas y alegraban las calles. Como el bar al que íbamos a ir estaba llenísimo, nos dimos un paseo hasta las cercanías del Palacio Real y cenamos tranquilamente en Las Tres Manolas. ¡Qué rico que está el bacalao con alioli de miel y cómo me gusta el maître!

Después de la cena, una conversación agradable (en la que hablamos desde hombres a política, aliñado con idas de olla) y una copa de calentamiento antes de salvar al mundo (otra de mis idas de olla) eliminando a unos cuántos mojitos en el Cuando salí de Cuba.
¡¡Yo quiero aprender a bailar así!! ¡¡Qué forma de mover las caderas!! ¡¡Ese trasero tenía un movimiento hipnótico!! Chicos, no sabéis lo que aumenta vuestro atractivo si sabéis bailar...

Como casi todas las noches de sábado en Madrid, lo complicado es conseguir un taxi a ciertas horas. Aprovechando lo agradable de la noche, un paseo Gran Vía abajo con conversaciones divertidas y algún momento surrealista (como que te pregunten la hora, te mires la muñeca desnuda,pero con la marca del reloj, y les des la hora a ojo de buen cubero, fallando sólo por siete minutos) hasta lograr un taxi frente al Ritz.

Hoy noto el cansancio de ayer (porque además una llamada inoportuna me ha despertado muy temprano), pero sé que las risas, me habrán alargado la vida unos cuatro o cinco años. Y eso es lo que cuenta, ¿no?

8 comentarios:

Poledra dijo...

Ya lo creo...me ha encantado tu sábado,hija, así da gusto.

Un abrazo

Fran dijo...

¡¡Mírala qué bien vive!! Y bien acompañada por la morena que ya no se pasa por aquí.
¿De cuántos mojitos salvaste al mundo para dar la hora a ojo de buen cubero?
¿Y qué es esa felonía de irse a tomar un bacalao ahí sin mí?
Un abrazo

Lúcida dijo...

Qué alegría leer estas entradas en las que te leo contenta, sin agobios, divirtiéndote...

Carpe Diem

Turulato dijo...

Este blog y su creadora van camino de ser importantes. Se está llenando de vida, de cotidianos detalles de vida inteligible.

Silvia dijo...

Estáis todos invitados a compartir un sábado como ese cuando queráis. Es más, que sepáis que tenéis la obligación moral de disfrutar de uno, acompañados por aquellos a quien queráis, al menos una vez al mes.

Fran, ¿por qué crees que fui yo la que dió la hora? ¿Qué te hace pensar que no fue Chus? Salvamos al mundo poquito porque cerraron pronto el bar, pero si mis cuentas no me fallan nos tomamos tres mojitos cada una.
Y de felonía nada, moreno, que no voy a estar esperando a que te dignes dejarte caer por Madrid para ir ahí.

Lúcida, ya llegarán los momentos de estrés estudiantil y de movidas varias. Y es que sin ellos, no sabría disfrutar plenamente estos más agradables.

Turu, muchas gracias. Pero importante, lo que se dice importante, lo soy en mi casa a la hora de comer (y porque suelo hacer la comida). Este blog lleva siendo frecuentado desde hace mucho por gente de ley, como tú (y no lo digo por tu profesión)

Besos a todos

Fran dijo...

¿Por qué te conozco? ¿Me he equivocado al pensar que algo asi es propio de ti?

Oshidori dijo...

Me gusta, me gusta, me gusta. Me gusta todo (menos el maître).
Miles de besos

Silvia dijo...

No, Fran, no te has equivocado. Fui yo.

Oshi, te recuerdo que tú y yo tenemos un ataque pendiente a a los mojitos. Yo voy entrenando...¿y tú?

Besos a los dos guapetones